user_mobilelogo


Ignacio Boloix es de momento el exalumno más joven que hemos entrevistado en nuestra asociación ya que tiene 24 años.

Recientemente se ha graduado en  Derecho y Administración de empresas con expediente de sobresaliente, y gracias a ello está realizando prácticas en el Tribunal de Cuentas de la UE, en Luxemburgo.

 

1. Vamos a empezar por situarnos ¿Entre que años estuviste colegio?

Mi etapa en el colegio se extendió desde 1º de Infantil hasta 2º de Bachillerato, de 1996 hasta 2011.

2. En esos años, ¿hay algún hecho histórico que recuerdes especialmente?

Hay sin duda varios, pero el más marcado en la memoria es el de los atentados del 11M. Yo iba a 5º de Primaria y tenía de profesora a María Eugenia. Recuerdo perfectamente cómo nos enteramos en el colegio: paró la clase y puso la radio.

3. A pesar de que hace poco que has dejando el colegio ¿guardas algún recuerdo especial de tu paso por el mismo? y por cierto… ¿A qué  jugabas en el recreo?

Quince años en el colegio dan para muchos recuerdos. Los recreos iban cambiando según los años y las modas. Pero el recuerdo más bonito de mis años en el colegio se sitúa fuera de las paredes del Cardenal Xavierre: el viaje de estudios a Italia de Mediavilla con mis compañeros de clase fue sin duda la mejor experiencia de aquellos años.

4. El colegio influye en la creación de la personalidad individual por lo menos en una cierta parte. ¿Qué te ha aportado el Cardenal Xavierre a tu vida?

Los años en los que me he formado como persona son los años en los que estuve en Dominicos. En el plano personal, el colegio me ha dado a mis amigos de toda la vida, a quienes conocí allí. Y por otro lado, en el plano académico, los profesores que tuve a lo largo de estos años junto con la educación que me han inculcado mis padres son los elementos que me han permitido llegar a donde estoy.

Debo hacer también mención especial al intercambio a Francia que organizó Leciñena. Yo fui dos veces, la primera de ellas en tercero de la ESO. La familia que me acogió y la mía han formado una gran amistad y nos vemos todos los años, algo que no hubiera sido posible sin este intercambio.

5. ¿Hay algún profesor o asignatura que te haya marcado de una manera especial?

Es difícil elegir entre tantos profesores, pero hay algunos que sobresalen. Irene, Paco Royo o Elipe en Primaria. Jesús Mediavilla, Leciñena, Mapi o Gloria, más adelante. Pero vamos, la lista podría tener unos cuantos nombres más.

6. ¿Tienes alguna anécdota especial que nos pudieses contar?

Me viene ahora a la mente un día de Segundo de Bachiller en el que sin esperarlo el Padre Mario me pidió que me vistiera de San José en la Misa de Gallo. La verdad es que fue una experiencia graciosa, aunque mejor que no quede ninguna foto del momento en las redes sociales.

7. ¿Crees que aprendiste algo más que lo se enseñaba en clase?

Como comentaba antes, a lo largo de tantos años lo que aprendes en clase termina siendo lo de menos. Dominicos ha sido para mí un lugar en el que he crecido durante nada menos que quince años. Pasará mucho tiempo hasta que vuelva a estar tantos años en una misma institución (si es que alguna vez se da el caso).

8. Actualmente estás en un país, bastante desconocido, Luxemburgo, hay algún aspecto curioso que nos puedas contar de él? ¿Y algo que eches de menos de Zaragoza?

Luxemburgo es un pequeño país que ha conseguido sobrevivir en la Europa actual de dos maneras. La primera, convirtiéndose en una ciudad de negocios atrayendo a empresas con unos niveles de impuestos bajos. Y la segunda, mucho más honrosa, albergando a varias de las instituciones de la Unión Europea (el Tribunal de Justicia, oficinas del Parlamento Europeo y de la Comisión y el Tribunal de Cuentas, donde me encuentro yo ahora trabajando). Estas dos características convierten a Luxemburgo en un país donde el nivel de vida es muy alto. Para hacerse una idea, basta con decir que el salario mínimo llega casi a los 2.000 euros al mes

En cuanto a Zaragoza, hay cosas que siempre se echan de menos cuando se está fuera: la familia, los amigos y, por supuesto, la comida. 

9. Y para terminar ¿Qué le dirías a los jóvenes alumnos que hoy estudian en el colegio y que están a punto de salir del mismo?

Les diría, primero, que elijan muy bien lo que quieren hacer al salir del colegio. Escoger la carrera adecuada es algo que les va a repercutir en el resto de su vida. Además, les diría que estén tranquilos para las pruebas de acceso a la Universidad porque en Dominicos les van a preparar muy bien para ellas. Y, por último, les aconsejaría que se preparen para disfrutar sus años en la Universidad porque son posiblemente los mejores que van a tener.

10. Muchas gracias por tus palabras, y si hay alguna cuestión que quieras añadir….

Por mi parte, simplemente daros las gracias a vosotros por contar conmigo para esta entrevista y enviar recuerdos a todos los que siguen en el Cardenal Xavierre.